miércoles, 31 de julio de 2013

Audios confirman que Nancy Obregón orquestaba el envío de droga con narcos


La Dirección Antidrogas (Dirandro) interceptó las conversaciones entre la ex parlamentaria del Partido Nacionalista Nancy Obregón –*denunciada por narcotráfico y terrorismo con otras 34 personas*– y Omar Rafael Perris García (32), a quien inteligencia policial considera emisario de organizaciones dedicadas al tráfico de cocaína en el Alto Huallaga.

El Comercio revisó el atestado, así como la transcripción de los audios del caso y confirmó que Obregón y Perris hablaban por teléfono cuidando sus palabras para encubrir el motivo real de sus diálogos. Perris es un viejo conocido de la Dirandro desde que fuera arrestado en el 2000 mientras su organización buscaba enviar al extranjero 100 kilos de cocaína desde Uchiza.

La escucha concluyó que Obregón se reunió a principios de año en Lima con Perris(ya excarcelado) y con una tercera persona aún sin identificar para coordinar un envío de droga desde pistas aéreas clandestinas en el Huallaga o Palcazu (Cerro de Pasco) hasta Bolivia. La historia que acabó de confirmar sus nexos con el narcotráfico empezó en febrero último.

A continuación la versión policial de los audios basada en la transcripción de los diálogos: “Perris saluda a Obregón, quien le pregunta por dónde anda. Omar responde que está lejitos [en la selva de Ayacucho]. Nancy le dice que llegaron unos primos de Europa que quieren exportar shapumba [una hierba del Huallaga]. Ella le pregunta si le entiende. Omar contesta y le pregunta si tiene Blackberry porque es la única forma segura de comunicarse, *si no están jodidos*”.

“Nancy le dice que conseguirá un Blackberry y que se comunicarán por ese medio. Omar dice que hay cosas bonitas por hacer por el lado de ella, pero que una vez que lo agregue al [chat privado del] Blackberry hablarán. Mientras tanto no le puede dar muchas referencias. Le dice además que las cosas están bien encaminadas y le insiste a [la dirigente cocalera] que consiga un Blackberry porque él ya está trabajando y quiere entrar a la zona de ella”.

La Dirandro también escuchó los detalles de una cita privada –entre Obregón, Perris y una persona no identificada– porque la ex legisladora no cortó una llamada telefónica. En la reunión ella hace referencia a los celulares que deben usarse: “debe ser RPC o RPM [red privada Claro o Movistar] a modo de Blackberry, cosa que así es más rápido y ya no tienes que estar [usando] mensajes de texto”. Su interlocutor acota: “envía mensaje y foto, entonces yo le digo a ver mándame la foto de la pista [aérea] y me la mandan”. A lo que otro agrega: “Así está bueno porque desde ahí levantaban vuelos en cantidad”.

Obregón dice “que por eso pusieron muretes en Aucayacu”. “Pusieron muros, pero hoy está limpio, libre y la carretera es anchaza”, acota el otro presente. El tercero indica: “Ahora que estuve por Bolivia a los colombianos los sacaron arrancados, el problema es que ellos se hacen una vueltita y ya tienen su [auto] BMW, relojes, cadenas [pero] ahorita no hay colombianos. Los ronderos se achoraron y toditos afuera mierda”.

‘ÁGUILAS’ Y ‘TÓNICA DE YESO’
Obregón prosigue: “Con los mismos dueños se hace [el negocio]”, a lo que su interlocutor agrega “los dueños están en la pista y al momento sacan la plata del avión, el avión se está yendo y ahí mismo están contando y pagando”. “La pista se la van a alquilar a los ronderos”, acota ella. Los otros indican que se le apoyará a la ronda y discuten sobre otra pista. Obregón dice que “esas son huevadas. De ahí nomás. Para que está el cerebro. Hasta que venga la policía, el ‘Tocotoco’ [demora] 10 minutos en llegar”. “De ahí se puede levantar una y otra de más abajo”, comenta el otro. Obregón asiente.

El tercer sujeto agrega “ya está asfaltado, porque ese [otro] sitio se va a asfaltar. La seguridad es todo, al avión no le pasará nada”. Días después, Obregón conversó con dos personas identificadas como Rafo y Amadeo (que sería su primo Amadeo Casas) en relación a Perris. En el primer diálogo, ella dice: “Omar está entrenando a las águilas y no tiene tiempo para lo otro, ni para la lavandería ni para empacar las maletas ya que él está en otra nota”.

En la segunda conversación, Obregón le pregunta a Amadeo si le da su número a Omar [Perris]. Amadeo dice que sí. Ella comenta que la llamaron “los primos del otro lado” y le dice que “el primo está viendo esa nota musical con la orquesta”.

La Dirandro también grabó a Leonardo Chávez (hijo de la ex legisladora y del prófugo Fabio Chávez) cuando hablaba por el celular de su madre. La transcripción dice: “Están levantando con tucanes [avionetas] que están llevando [droga] para Bolivia. Su interlocutor dijo que ellos están sacando por tierra una ‘tónica de yeso’ [una tonelada de cocaína] y hablan sobre precios y zonas de vuelo en Palcazu”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario